Últimos números

Revista Espejo Humeante Número 11, Febrero 2022. LENGUAJE
Revista Espejo Humeante, Número 10, Octubre 2021. «PARIAS»

Entradas recientes

Fanzine Espejo Humeante. Edición 11.5 LENGUA FICCIÓN

En este número colaboran: Daniel SanMateo, Carlos Enrique Saldívar, Ajedsus Balcázar Padilla, Ana María Fuster Lavín, Eduardo Omar Honey Escandón, Karla Hernández Jiménez, Alfredo Frederick Neira, María Susana López, Pedro Cadejo, Mario Andrés Arcos Guerrero, Óscar Delgado, Héctor Justino Hernández, Ricardo Orozco Flores, Dhel N., Kari Martínez Zúñiga, JL Paolo García Morales, Santiago Falconí, Isabel Delagranja, Carmen Macedo Odilón, Guillermo J. Mejía, Abraham Campos, Gabriel Rulfo, Ángel Carrillo Hernández, Rafael Tiburcio García, Itzel G. García, Adriana Rocha “Drita” y Clemente Gaitán.

Instrucciones

…si una criatura te dice que está hambrienta,
dale de comer.
Si te dice que está sucia,
límpiala.
Si llora porque se ha lastimado,
Siempre que puedas,
alivia su dolor.

El banquete de lo indecible

Mientras que Empédocles y Herodicus curaban a los dolientes, Gorgias los convencía del poder del pharmakon, la cura medicinal, con discursos envolventes. Curiosa palabra, recordó Gorgias, cura y veneno al mismo tiempo, como sus palabras que seducían a los oyentes y que podían presentar las caras múltiples de la vida, la verdad o la falsedad.

Cuando las letras se enamoran

Algunas enamoradas se hacen de atole cuando escuchan que el amor pronuncia su nombre, pero yo me hacía más fuerte; me hacía más real, supongo. Fue horrible cuando empezó a frecuentar a otras, a formar otros nombres con sus labios, a esculpir otras figuras entre sus dedos, a colorear otros ojos con sus palabras…

Prolog

—¿Y qué me dices de lo que pudiera hacer más adelante? No hay seguridad alguna de que no se use para dominar a otros, para, literalmente, borrar otras culturas y aplastarlas bajo una lengua oficial. No es que sea una práctica nueva.
René no respondió inmediatamente a los reclamos de Theodor.

Falta de palabras

“Mi madre dice que yo nací en un lugar donde todo sabía a luz”, me dijo una vez con gran emoción. “Yo no lo recuerdo mucho pero no puedo esperar para regresar a mi verdadero hogar, allá en casa nos van ovacionar por todo lo que llevaremos para ellos”.

Velo del lenguaje

La religión que nos tocó en este lado del mundo se fundamenta en la palabra escrita y su influencia, ha levantado a la civilización que conocemos atravesando, querámoslo o no, nuestros comportamientos.

Lo que abandonamos en el fuego

Llevas años siendo la mamá de Nica, a quien el padre de ambas desprecia. Llevas mucho tiempo, siendo la mujer de la casa. Y tu espíritu no lo aguanta más. En definitiva, o lo haces ya, o morirás de angustia o bajo su cuerpo.

Calígine

…rápidamente se lanzan hacia la boca del muerto, la abren y penetran hasta el borbollón de las cuerdas vocales, desde donde la esfera comienza a expandirse y a deformarse hasta convertirse en una micro máquina que florece en la lengua y en el sistema auditivo, ramificándose al exterior del cuerpo en una consola holográfica…

Escúchalo bien

Ella está ahí, echada en la fría superficie metálica, vestida tal como la capturamos, con su uniforme de empleada de centro comercial. Sólo le hemos quitado la gorrita para colocarle los sensores. Claro, hubo que raparle la cabeza primero para que captara mejor las voces. S

Revista Espejo Humeante, Número 11, Marzo 2022. LENGUAJE

En este número colaboran: Cecilia Eudave, Poldark Mego, Raquel Hoyos, Alma Mancilla, Alejandra Inclán, Eduardo Montagner Anguiano, Mayo Nieto, Hugo del Castillo, Itzel G. García, Ilse Sánchez Quintero, Mauricio del Castillo, M. Sebastián Salas, Manuel Mörbius, Javier Torres Marruffo, Julio Villalba, Silvia Favaretto, Cósima Villabosque, Abril Alcaraz, Ángela Almonaci, Daniel Maturana Caballero, Alexis Figueroa, Héctor Olivera Campos, Miguel Ángel Lara Reyes, Rafael Tiburcio García, Xóchitl Olivera Lagunes, Adriana Rocha “Drita”, Gema Ríos, María Susana López y Claudio Romo.

Insignificantes

Si alguna particularidad tengo es que duermo a todas horas, en cualquier lugar y sin importarme las consecuencias. No siempre fue así. Era un niño normal hasta que mi padre, escudriñándome desde su sillón, sentenció:
—Otro hijo insignificante.
—Y para colmo tiene mal sueño —terminó por decir mi madre.

Error de ubicación

Me quedé pensando en Ana. Ni a la maestra ni a mamá ni a nadie le conté que conocí a una niña en el río, menos que nos habíamos dado un beso, mi primer beso; fue apenas un contacto breve de labios, interrumpido por la alarma. El sistema me sacó de la simulación sin dejarme reaccionar, incluso antes de los cinco minutos que duraba cada práctica.

El lenguaje y la ciencia ficción

En una buena parte de la literatura de ciencia ficción se concibe una evolución hacia propiedades mentales “superiores”, que paradójicamente incluyen la desaparición del lenguaje simbólico. Son incontables las obras donde humanos del futuro o extraterrestres han desarrollado capacidades telepáticas, haciendo posible la comunicación directa entre dos estados mentales sin necesidad de un lenguaje intermedio.

El hombre que podía ponerse triste

Todo se desmoronaba para Leonard Larson, pues criado como humano superior, era el resultado de la sociedad del placer, condicionado a vivir enajenado por la dopamina y a negar la existencia de cualquier foco estresante, por mínimo que fuera.

A ti me encomiendo / A ti me racomande

…te dejo las palabras que te aprendí, también las que te exprimí a la fuerza, con la sospecha de que tenías más guardadas en los libros llegados de lejos, en los libros llegados de donde nuestros muertos nacieron, de la tierra que todavía no conozco y que quizá no conoceré nunca y que tal vez ni siquiera quiero conocer en realidad, querida lengua, porque mi tierra es esta y no la tuya, pero también porque esta tierra la hiciste tuya, aunque sea a rasguños…

La lengua de los pájaros

Lo de las aves resultó un suceso inesperado. Sobre el manglar que bordeaba el islote hacia el sureste, una gran bandada de aves blancas revoloteaba en formación compacta, apretada, como si en su configuración hubiera algo artificial.

El puente de Babel

Al salir al mercado los primeros implantes nanotecnológicos para estimular el punto de Broca, y desbloquear el potencial de nuestro cerebro para percibir con facilidad cualquier idioma, la gente enloqueció. Imagino que fue lo opuesto a lo que se narra en las leyendas hebreas, cuando en Babel se confundieron todos…

Ahora despierta la palabra

Ubicamos el punto de control en el cerebro de Fagui. Hemos borrado todo aquello que corresponde con el concepto “pared”, “muro”, “muralla”. Al principio se trataba del significado, pero ahora lo ha olvidado por completo… Las paredes ya no significan nada para él. Ha olvidado para qué sirven. Piensa que los espacios son extensiones, que no tienen límites.

La frase exacta

¿Podía ser tan difícil escribir una frase? Estrada solía hacer cartas e informes sin mayor problema en casa o en la oficina y no era capaz de imaginarse sumido en casi un infierno por unas cuantas palabras.
—Si escribir fuera así de fácil, no tendríamos literatura, abogado.

Sin lengyj

Repasaba “Los nombres” de Guillén, cuando, en un parpadeo, dejó de ver algunas de las vocqles. No desaparecieron o se hicieron borrosas, sino que cambiaron por signos consonánticos. Tras frotarse los ojos un par de ocasiones, el profesor se dio cuenta de lo ocurrido.

Un pertinaz ir y venir…

Un pertinaz ir y venir
le aleja cada tanto del segundo
donde el grito fue abolido por el miedo,
mientras desconectaba los labios que dijeron mía,
que bramaron perra,
que clamaron regocijo al teñirse de su sangre.

Cargando…

Algo ha ido mal. Por favor, recarga la página y/o inténtalo de nuevo.

Crea tu sitio web con WordPress.com
Comenzar